Cómo elegir una empresa de transporte de carga

La logística es un sector de actividad esencial para la economía mundial. Se está comprobando de manera práctica en el convulso año 2021, con la crisis de suministros en muchos componentes electrónicos o los problemas que está provocando el transporte marítimo de mercancías, con encarecimientos en los precios que multiplican hasta por diez las tarifas de años pasados.

A esta situación, que amenaza en pasar a ser de coyuntural y ligada a la pandemia, a estructural asociada a la falta de acceso a combustibles baratos y escasez de materias primas, se suman los nuevos proyectos de descarbonizar la movilidad, algo que parece mucho más complejo en el transporte de mercancías que en la movilidad privada.

Con todo este panorama, explicar en un artículo cómo elegir una empresa para el transporte de carga está ligado a dos procesos, el propio de la contratación, y uno previo que es la selección del proveedor en función del tipo de carga o desplazamiento. Te contamos cuáles son los pasos a seguir en ambos casos.

¿Cómo elegir un proveedor adecuado para el transporte de carga?

Son muchos los proveedores y empresas que ofrecen como servicio profesional el transporte de cargas y mercancías. En su elección para prestar servicios hay que atender a cuestiones como la experiencia de la empresa, conocer los servicios que ofrecen, cuáles son los requerimientos de la carga a transportar y qué información previa presta la empresa.

A todo esto ya se pueden sumar extras como el respeto o el compromiso con el medio ambiente y cuestiones que son también muy importantes, como la contratación de seguros o el nivel de eficacia que muestran las empresas, validable a través de sus certificaciones nacionales e internacionales.

Un buen nivel de experiencia lo aportarán aquellas empresas que acumulan años prestando determinados servicios y que han ido adaptándose a los nuevos tiempos, ofreciendo datos relevantes para el cliente como el seguimiento de carga, los niveles de seguridad de la misma y la garantía de que el trayecto se cubrirá en tiempo, forma y con total corrección.

Otro factor clave es conocer en profundidad cuáles son los servicios que prestan, para saber si es elegible esa determinada compañía. Es mucho mejor confiar en empresas que brinden amplias opciones para transportar la carga y que la gestión del proceso siempre sea fluida e integrada.

Un ejemplo es Macingo, compañía que ofrece transportes nacionales e internacionales de mercancías y logística a precio muy competitivo, con facilidades constantes para mantener contacto fluido con los transportistas. Todos ellos, por cierto, verificados y de amplia experiencia, para que en transporte de mercancias esté asegurado en todo momento.

Esta empresa, y otras tantas, son referentes en el sector porque completan sus servicios de manera adecuada, satisfaciendo todas las necesidades del cliente, pero van un paso más allá, brindan información clara sobre su sistema de trabajo, e incluso asesoran en caso de dudas.

¿Cuál es el sistema de trabajo de Macingo?

A diferencia de otras compañías, Macingo no es una empresa al uso dedicada al transporte de carga y mercancías. En su caso actúa más como agente de contacto entre los clientes y los transportistas.

Su servicio, online y completamente intuitivo, consiste en facilitar la comunicación entre clientes y transportistas. Para ello, el cliente introduce su consulta, su necesidad, incluyen el lugar y la fecha de carga. Este paso lo hace mediante una solicitud de transporte, que debe ser cuanto más completa y detallada mejor, para obtener mejores propuestas.

A continuación, la web notifica la solicitud a las empresas de transporte que ofrecen servicios compatibles con la petición. Estas envían los presupuestos a través de Macingo y ya es decisión del cliente optar por una empresa u otra.

Una vez se reserva el transporte, es la propia Macingo la que se encarga de todo para facilitar el desplazamiento. El transportista llegará hasta el lugar de origen para recoger las mercancías y llevarlas al punto de destino.

Con esta dinámica se evita un paso que es muy recomendable, o mejor dicho, se traspasa esa responsabilidad a Macingo. Todos los clientes que quieran formalizar un contrato de transporte de mercancias, deben estudiar la documentación sobre la carga, la cuestión de los seguros, la formalización de los pagos… Estos trámites corren a cargo de este intermediador, liberando a cliente y empresas de la responsabilidad asociada.

La web solo contacta con transportistas de confianza. Su servicio está pensado para agilizar la comunicación con las empresas de transporte y beneficiar así a los clientes. En algunos casos, se puede ahorrar hasta un 80% con respecto a los presupuestos de la competencia.

Interesarse por los servicios que ofrece Macingo es especialmente útil para aquellas empresas o clientes que no están muy familiarizados con el transporte de mercancías, pues no todas las empresas del sector tienen licencia para transportar todo tipo de mercancías. Así, si tu carga precisa de un transporte especial, el abanico de opciones se limita. Con Macingo, toda esta labor corre a su cargo.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *