Cómo hacer un benchmarking en marketing digital

Si todavía no has iniciado una inversión en marketing digital, ten por seguro que tu negocio va por detrás de tu competencia. Si no corriges esto, podría suponer la diferencia entre el éxito o el quiebre de la entidad.

El benchmarking puede ayudarte a conseguir la posición que realmente te mereces.

La definición de benchmarking más amplia se refiere a aquel método o conjunto de métodos que tienen como referencia la posición de los competidores en el mercado, sus productos, servicios, ideas o procedimientos de trabajo. La idea es tenerlos presentes y compararlos con los que se siguen en nuestra empresa. Determinaremos como se pueden mejorar para implementarlos.

Es un error pensar que el benchmarking es simplemente copiar: lo que se hace es tomar lo que verdaderamente funcionar y hacer mejoras para adaptarlo a tu empresa, mejorando así nuestra competitividad.

En las siguientes líneas vamos a ver las claves principales para hacer un benchmarking.

¿Qué tipos de benchmarking existe?

De la misma manera que existen diferentes tipos y herramientas de marketing digital, también hay diferentes tipos de benchmarking.

  • Competitivo: tiene por objetivo medir productos, ideas o servicios, compararlos con nuestra empresa y detectar posibles errores para mejorarlos y así superar a nuestros adversarios.
  • Interno: es aquel que se lleva a cabo en el interior de una empresa, en departamentos o grupos empresariales. Se tiene como referencia un departamento para conseguir mejoras en otros.
  • Funcional: se identifican las mejores prácticas que se llevan a cabo en una empresa determinada, y no es necesario que sea ni del mismo sector, o que se trate de competencia. Se busca mejorar la competitividad tomando cualquier entidad como punto de referencia.

Proceso a seguir para hacer un benchmarking

1. Preguntas iniciales

Antes de nada, debemos preguntarnos lo siguiente:

  • ¿Qué es lo que te interesa medir? Debes pensar en el porqué quieres hacer este estudio.
  • ¿A quién vas a medir? Aquí tendrás que elegir entre los diferentes tipos de benchmarking y determinar la empresa o departamento que sirva de guía.
  • ¿Cómo lo vas a hacer? Dictaminarás quien o quienes serán los responsables.

2. Recopilación de datos

Empezaremos a obtener todos los datos para hacer el análisis, bien con fuentes internas, de diferentes asociaciones o de investigaciones particulares.

Los diferentes recursos del marketing digital pueden resultarte muy útiles, pero siempre debes partir de datos fiables para evitar errores.

3. Análisis

Analizamos los datos anteriores y determinamos las diferencias entre las compañías. Así podremos encontrar oportunidades de mejora.

4. Acciones

Conociendo las oportunidades podemos empezar a pensar en como las vamos a integrar en nuestra empresa, como se van a mejorar para poder superar a nuestros competidores.

Nunca adaptaremos una idea tal cual sin mejorarla de alguna forma.

5. Seguimiento

Además, el benchmarking también comprende el seguimiento de dicha idea, para determinar si está funcionado y obteniendo los resultados que se espera de ella. De lo contrario, se harán cambios o se descartará por completo.

 Estas son las claves para hacer un benchmarking en marketing digital.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Necesitas ayuda?