Cuestión de personalidad: los nuevos chatbots son el presente de la asistencia virtual.

Atrás quedan los aletargados asistentes telefónicos, las eternizadas llamadas al servicio al cliente y su exasperante numerología. Todo esto han tocado su fin definitivamente y para alegría de clientes y empresas por igual, una nueva era de inteligencia artificial está relevándoles con rapidez trepidante. Se trata de los chatbots, asistentes virtuales que permanecen 24 horas al día, 365 días al año pendientes de tus dudas, quejas, reclamaciones, compras, reservas y necesidades de todo tipo.

 

Este potente software de asistencia virtual es una de las muestras más inmediatas de la llegada de la Inteligencia artificial, le pese a quien le pese. Pero, tranquilicémonos: los chatbots están aquí para ayudarnos.  Estos asistentes virtuales están dotados de personalidad propia y son capaces de aprender a un ritmo frenético las interacciones lingüísticas humanas.

 

Los chatbot en español para empresas son un claro ejemplo de que, tras esta robusta Inteligencia Artificial, se encuentra un sólido equipo de lingüistas y profesionales encargados de dotar a estos pequeños robots de una capacidad verbal semejante a la de los humanos. Capaces de interpretar hasta los regionalismos, modismos y coloquialismos castellanos, las conversaciones instantáneas resultan de una naturalidad y fluidez sorprendentes, hasta el punto de convencernos de estar interactuando con un ser humano.

 

Y aunque todavía tienen mucho que aprender, la realidad es que los asistentes virtuales son capaces de resolver hasta el 90% de las incidencias sin ayuda humana, consiguiendo una automatización y rentabilización de los procesos de asistencia de entre el 85 y 94%.

La comunicación con el cliente es inmediata y la efectividad plena. Todo tipo de dudas, y reclamaciones son solventadas en el momento y atrás quedan esperas, nervios, malentendidos y enfados con un personal de carne y hueso ineficaz – y en la mayoría de casos- inocente.

 

Pero no se trata solo de eficacia: la nueva tecnología apuesta por un tipo de interacción personalizada, cercana y amena, permitiendo que el cliente se sienta tan a gusto en una conversación con un chatbot como lo estaría con un familiar cercano… o más. Dotados de personalidad propia, esta nueva generación de conversadores profesionales es capaz de adaptarse a las expectativas del cliente, a su modo de hablar y de relacionarse, para ofrecerle una interfaz comunicativa cómoda y una vinculación emocional inmediata con la compañía.

 

Como clientes, nos gusta una buena atención, un trato cordial y amable, y una pronta solución a los problemas y dudas que se nos plantean durante el proceso. Compramos calidad de producto, pero si esta calidad se ve reforzada por una buena comunicación con la marca, la satisfacción está asegurada. Los chatbots prometen ser una guía eficaz e ilimitada para todos los usuarios, además de ofrecerles alternativas a sus compras, reservas, y envíos, y permitir a la compañía recoger y analizar datos para futuras mejoras y desarrollo. La inteligencia Artificial no tiene límites; solo nosotros, los humanos, los establecemos. Siempre en beneficio propio y en pro de una mejora de nuestra calidad de vida y de nuestras relaciones con los demás.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Necesitas ayuda?