Eficiencia energética

¿Somos conscientes de cuánta energía utilizamos? Esta es una de las preguntas que nos deberíamos plantear en una sociedad que avanza cada día más aumentando la producción y por lo tanto, la cantidad de productos que consume la población.

 

Cada vez más existe una concienciación por parte de las personas respecto a la sostenibilidad, es por este motivo, que es importante adquirir un mayor compromiso reduciendo nuestro consumo y modificar nuestros hábitos para así ser consumir energía de manera responsable. Para conseguirlo, existen empresas de servicios energéticos  que aportan soluciones para conseguir un ahorro de energía.

 

¿Qué es la eficiencia energética?

 

La eficiencia energética puede definirse como la optimización del consumo de energía. Es decir,  consiste en una actividad que tiene como objetivo mejorar el uso de fuentes de energía. De esta manera, se entiende que se hace un uso eficiente y responsable para obtener un un resultado concreto. Para ello, se consume una menor cantidad de energía para el desarrollo de cualquier actividad, desde la fabricación de un producto o incluso el uso de aparatos tecnológicos de una vivienda.

 

Cómo se ha comentando anteriormente, la eficiencia energética es la optimización de la energía, aún así, también es necesario conocer también el término de ahorro energético. Éste, hace referencia a la cantidad de uso de energía y se centra en la reducción del gasto de energía. Su aplicación práctica por lo tanto, es implementar una medidas concretas para reducir la energía consiguiendo así un ahorro ajustado a las necesidades de cada persona para conseguir un objetivo.

 

A continuación, comentaremos las diferentes ventajas que ofrece la eficiencia energética:

  1. Una de las ventajas principales es que ayuda reducir los gastos de energía en los hogares o empresas
  2. En relación a la primera ventaja, un buen plan de ahorro de energía reduce los costes de producción y por lo tanto, una empresa puede mejorar su competitividad.
  3. Se disminuye el uso de recursos naturales.
  4. También, reduce el impacto sobre el medio ambiente relacionado con la explotación de los recursos naturales
  5. Aumenta la seguridad en relación al abastecimiento de energía.
  6. Reduce la dependencia energética del exterior.
  7. Finalmente, reduce el impacto de los Gases de Efecto Invernadero (GEI).

 

Ahorro energético para empresas

 

Uno de los ámbitos en los que se puede implementar una buena eficiencia energética es en las empresas ya que se considera que éstas utilizan elementos de alto consumo. Una buena gestión de ahorro energético para empresas supone la implementación de un modelo más respuestas con el medioambiente basado en el ahorro de energía.

 

Existen una gran cantidad de posibilidades y opciones que las empresas pueden adoptar, es por este motivo, que continuación comentaremos tres trances acciones de eficiencia energética en edificios u oficinas:

  1. Equipo de oficina: Son acciones muy sencillas como apagar los ordenadores, las impresoras, fotocopiadoras, luces o cualquier aparato de consumo de manera completa al final de cada jornada para así evitar un gasto innecesario.
  2. Iluminación: La iluminación es una d ellas variables más importantes en referencia al consumo de energía. Para ello, se deberá tener en cuenta que luz es necesaria para el edificio y de ésta, elegir la opción más responsable.
  3. Calefacción, ventilación y aire acondicionado: Reducir el consumo de este tipo de aparatos

 

A través de un buen estudio de ahorro energético y de una gestión adecuada, se garantiza cubrir todas las necesidades de una empresa para que ésta, se más responsable reduciendo su consumo de energía.

 

Auditoría energética

 

Una auditoría energética es el estudio en profundidad de un edificio, sin tener en cuenta su utilidad, con el objetivo de analizar el espacio para extraer información y así conocer la posibilidades de ahorro y eficiencia energética, es decir, se realiza un estudio de ahorro energético. De esta manera, a través de una consultoría energética se realiza un plan de acción en el que se propone distintas acciones que podrían aplicarse en un edificio residencial o de oficinas para que así, se reduzca el uso de energía.

 

En las auditorias energéticas para edificios se suelen analizar diferentes fuentes de consumo cómo por ejemplo la iluminación, la climatización o aquellos dispositivos tecnológicos que consumen mayor energía en el edificio.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Necesitas ayuda?