¿Necesitas dinero urgente? Los préstamos rápidos no son la única opción

Negocios   »   ¿Necesitas dinero urgente? Los préstamos rápidos no son la única opción

Cuando se necesita liquidez de forma inmediata, normalmente lo primero que viene a la mente son los préstamos rápidos, debido al gran esfuerzo de marketing que sus proveedores realizan cada año. Sin embargo, hay otras opciones.

Para empezar, los préstamos personales al uso ya no son tan lentos como eran antes y suelen ofrecernos unos intereses más bajos que los que se categorizan como préstamos rápidos.

Otra posibilidad, que muchas veces se ignora, es retirar dinero a crédito de la tarjeta. Como es lógico, antes de hacerlo conviene verificar qué tipos de interés nos van a aplicar, pero si en comparación con las otras opciones que tenemos disponibles merece la pena, no tiene sentido ignorar esta solución.

También existen líneas de crédito que pueden ser más interesantes que un préstamo, ya que con ellas solo pagamos cuando realmente dispones del dinero. En esta web, se pueden encontrar líneas de crédito que se conceden de forma rápida y que tienen una policía de envío de dinero sin retrasos.

Si se está trabajando y la cantidad de dinero que se necesita no es muy alta, se puede solicitar un adelanto a la empresa. La empresa no te cobrará intereses por ello y puedes pedir que te prorrateen también la paga extra. Suele ser buena opción, ya que si acudieras a un préstamo rápido el dinero acabaría restándose igualmente de tu próxima nómina.

Por supuesto, también existe la alternativa de pedir dinero a un familiar o amigo. Si se hace, es importante formalizar el préstamo con un contrato escrito y guardar luego los justificantes de la devolución del dinero, ya que de otra manera podría considerarse una donación y estaría sujeto a impuestos.

¿Opciones gratuitas?

Si el importe es pequeño, normalmente menor a 1.000 euros, se pueden encontrar opciones gratuitas:

Tarjeta de crédito: Lo primero es comprobar la tarjeta de crédito, ya que algunas incluyen la posibilidad de que los primeros 1.000 (o la cantidad que sea) euros vayan a TAE cero.

Préstamos rápidos: Los préstamos rápidos son muy caros, pero algunos ofrecen el primer préstamo a TAE cero como oferta de bienvenida. Si no se tiene la opción de la tarjeta, merece la pena echar un vistazo, aunque normalmente estos préstamos se limitan a cantidades cercanas a los 300 € y no suelen llegar a los 1.000.

Financiación del vendedor: Muchos negocios, desde ópticas hasta tiendas de electrodomésticos, ofrecen la posibilidad de financiar la compra sin intereses. Si tu necesidad de dinero se debe a una compra, pregunta en el establecimiento y compara lo que te ofrecen con el resto de opciones que hayas encontrado.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Escanea el código