¿Buscas mejorar tus ingresos? Conoce las siguientes inversiones que pueden ser un gran negocio

En momentos en que la economía global necesita reactivarse, los pequeños, medianos e incluso los grandes ahorristas buscan diferentes alternativas que les garanticen buenos rendimientos. Mientras el mundo comienza a reactivarse, sobre todo empujado por la fuerza que le dan las nuevas tecnologías y las fintech, en el siguiente artículo te comentaremos algunas alternativas de inversión que pueden ser un gran negocio para el 2021.

Vivimos un año que ha sido incierto y todavía lo sigue siendo: los grandes pronósticos mundiales fueron obsoletos de manera instantánea con llegada del Coronavirus. Sin embargo, una de las grandes certezas que ha dejado el 2020 es el gran crecimiento del e-commerce, confirmando en gran parte la digitalización del sector productivo y financiero. En esa misma dirección, se espera que el 2021 sea aún más rápido en ese proceso, ya que muchas personas le han perdido el prejuicio a trabajar y operar en línea.

A su vez, no se deben dejar de tener en cuenta a las constantes innovaciones tecnológicas, que siempre vienen a cambiarnos los esquemas pero que, por lo general, ayudan a agilizar los procesos, mejorar nuestra calidad de vida y apuntar a una eficacia que se apoya en la practicidad. De esta manera, a la hora de pensar en inversiones que nos permitan generar mejores ingresos o, al menos, poner a producir a nuestros ahorros, es inevitable pensar en la gran ayuda que nos ofrece internet, mucho más ahora en este contexto en el que es preferible quedarse dentro del hogar.

Todo lo dicho hasta aquí se intensifica aún más si se tiene en cuenta a las empresas que más crecieron en este último periodo, como es el caso de Amazon , así como también el fuerte impulso que recibieron las empresas del sector tecnológico en noviembre del 2020 cuando el resultado de las elecciones en Estados Unidos dio como vencedor a Joe Biden por sobre el presidente en ejercicio Donald Trump, el cual se caracterizó por tener una relación tirante con todo lo relacionado a Silicon Valley. Sin ir más lejos, las acciones de las empresas principales de este rubro aumentaron exponencialmente en estas fechas desde que el candidato demócrata logró imponerse sobre las urnas consiguiendo un hecho histórico: que un presidente no sea reelecto en Estados Unidos.

 

Y ya ingresando de lleno en las alternativas de inversión que pueden ser un gran negocio, justamente la compra y venta de acciones ha sido uno de los terrenos que más movimiento ha tenido en 2020 y será igual en 2021. Los contextos de mayor volatilidad que vienen acarreados junto a las grandes crisis suelen despertar una ola de interés sobre estos instrumentos financieros, ya que se producen oportunidades que son mucho más difíciles de hallar en otros momentos. Así, con una mirada atenta y estando al tanto de las últimas novedades políticas y económicas, se pueden hacer grandes negocios.

Ahora bien, es importante tener en cuenta que la mayor volatilidad puede producir grandes negocios pero también fuertes caídas. Los grandes expertos de Wall Street y otras grandes bolsas del mundo destacan que lo importante siempre es pensar a largo plazo y no dejarse seducir por el brillo de algunas burbujas. Hacerse de acciones baratas puede ser una gran chance pero también un error, ya que si esa empresa funde, no hay manera de recuperar ese dinero invertido. Lo mismo sucede cuando se compra una acción con tendencia alcista en este contexto: lo que hoy es una curva clara, mañana puede ser todo lo inverso.

Video:

 

Por fuera del mundo de las acciones, también existen las opciones binarias, las cuales tienen un nivel de riesgo un poco mayor pero que son una de las grandes estrellas del momento. Una de las explicaciones de este fenómeno es la existencia de portales como operacionesbinarias.org, los cuales aportan un sinfín de herramientas para todos los usuarios que quieren dar sus primeros pasos, al mismo tiempo que aporta estrategias y recursos para aquellos que cuentan con más experiencia.

Así como indica su propio nombre, las opciones binarias son básicamente un nuevo sistema de inversión en donde los inversores apuestan sobre el comportamiento de un activo o instrumento financiero que cotiza en algún mercado versátil, dentro de un plazo determinado de tiempo. Al poder producirse dos comportamientos (el alza o la baja), el binarismo se produce por esas únicas opciones. Sin embargo, también existe otro sistema, aunque menos popular, que es el de activo o anda, en donde el trader puede ganar el valor del activo subyacente. Para ello, al igual que sucede con las acciones de la bolsa, es importante mantenerse informado de las tendencias del mercado y de lo último en materia de política nacional e internacional.

En la misma dirección, nunca está de más recordar una de las reglas de oro de todos los inversores antes de realizar cualquier tipo de movimiento que implique riesgo: diversificar. Tanto en las acciones como en las opciones binarias, es fundamental jugar a más de una banda, ya que ante un posible error de cálculo o un sismo inesperado, existen maneras de caer sobre un terreno blando y que el impacto sea mucho menor. Poner todos los huevos en una misma canasta nunca suele terminar del todo bien.

 

Por último, y para agregar una nueva diversificación a nuestra estrategia, hay que mencionar a las criptomonedas en general y muy especialmente a Bitcoin. La moneda digital más popular y utilizada alcanzó a fines de este 2020 un valor récord, lo cual es algo más que particular en un contexto de recesión generalizada. En esa dirección, el año que se termina ha servido de consolidación para las criptomonedas, ya que se ha masificado aún más su uso, dejándose de lado temores, prejuicios e información errónea al respecto.

Como si fuera poco, ante la noticia de que PayPal, la plataforma de pago online más importante del mundo, añadirá a Bitcoin como medio de pago y cobro, así como también la posibilidad de adquirir las monedas digitales, la atención se ha depositado aún más en este sistema monetario. De acuerdo a diferentes expertos, el mundo de las criptomonedas parece dejar de ser alternativo para comenzar a dialogar cada vez más con el sistema tradicional, al mismo tiempo que es de esperar que en un futuro no muy lejano ya se pueda hablar de una economía mixta, en donde el dinero tradicional y las monedas digitales convivan de manera fluida.

De esta manera, la idea de este artículo fue enfatizar en algunas alternativas de inversión que permitan recuperar algo del terreno perdido por la crisis que generó la pandemia, pero sobre todo enfatizando en la importancia de la digitalización. Ahora que se ha perdido el temor general a operar en línea, al mismo tiempo que se crean sistemas de seguridad y protección de datos cada vez más sofisticados, el ritmo de los negocios se acelera y se convierte en algo más práctico. Lo cierto es que en nuestro bolsillo o al interior de nuestro bolso, tenemos una herramienta para invertir sin necesidad de hacer grandes movimientos ni salir de nuestros hogares. ¿Por qué no poner a producir a nuestros ahorros?

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *